martes, 23 de agosto de 2016

Limpia y renueva tu energía con cristales de forma fácil y rápida






Todas hemos tenido esos días en los que estamos agotadas, bajas de energía, irritables o sentimentales. Y antes de que lo pienses, no sólo estamos así en nuestros días. Constantemente estamos en contacto con muchas personas, algunas con las cuales conectamos inmediatamente, y otras, a pesar de que lo intentamos, seguimos sintiendo que algo no cuadra, que no somos compatibles, que no nos podemos llevar bien con ellas. Esta percepción es más profunda y relevante de lo que crees, porque quien te está enviando esa información es la energía de esa persona que tienes enfrente.

¿Cómo es esto posible?

Aunque te parezca un poco difícil de creer al comienzo, percibimos la energía más frecuentemente de lo que te imaginas. ¿Recuerdas cuando entraste a ese lugar y te sentiste incómoda, cuando un espacio específico te causó un poco de miedo, cuando entraste en tu casa y te sentiste en paz? Bueno, ahí está. Siempre has sentido la energía de forma inconsciente. Lo mismo pasa con las personas y algunas de ellas no son compatibles con nuestra energía, por lo que preferimos alejarnos o tener el menor contacto posible. A pesar de que tu cuerpo es tan inteligente como para enviarte esas señales y que tomes la decisión de distanciarte, puede suceder que te contagies de esa energía de baja frecuencia y sea esta la razón por la cual tu estado de ánimo cambia y te sientes tan cansada al finalizar el día. Pero no te preocupes, puedes limpiar esa energía de forma rápida y fácil a través de cristales. 

Aquí te dejamos algunos consejos:

1. Si es la primera vez que trabajas con cristales, te recomendamos adquirir un cuarzo. Los cuarzos son altamente reconocidos por sus propiedades energéticas que te ayudarán a equilibrarte y sentirte mucho mejor.

2. Ahora que tienes tu cristal, lo primero es limpiarlo de las energías con las que puede venir cargado, ya que ha pasado por varias manos. Deposita tu piedra en un recipiente con agua y sal marina durante la noche (no te preocupes si no estás cerca del mar, puedes comprar la sal en el supermercado o farmacia). Otra opción es ponerlo a la luz directa del sol para que absorba energía natural y se recargue positivamente.


3. ¡Ya tu cristal está limpio y listo para que empieces a utilizarlo! Llévalo siempre contigo, para que cree una barrera energética y te ayude a sentirte siempre bien. Recuerda que puedes utilizarlo en diferentes accesorios como collares, pulseras y aretes, que te ayudarán a lucir siempre bien y sentirte aún mejor.

A medida que vayas conociendo los cristales y sus diferentes propiedades, podrás implementarlos en tus accesorios de forma delicada, para siempre beneficiarte de sus propiedades y lucirlos con el mejor estilo.




sábado, 13 de agosto de 2016

El poder curativo de los cristales

Desde hace cientos de años atrás, en diferentes culturas se ha utilizado joyería elaborada de acuerdo a sus creencias y los recursos naturales propios de la zona. Uno de los materiales que se ha utilizado por más tiempo son las piedras o cristales semipreciosos, mezclándolos con otros elementos que los exaltan. Una vez que el mundo se unió, estos materiales empezaron a viajar de un lugar a otro buscando satisfacer la demanda de los mismos y nació una nueva mezcla intercultural que empezó a adoptar ideas “ajenas” y las interiorizó hasta el punto de hacerlas parte de su diario vivir.

Una de las creencias que más rápidamente se ha difundido por el mundo es el poder curativo de los cristales. Esta ideología oriental, ha tomado gran fuerza en la cultura de occidente y miles de personas han comprobado los efectos positivos que tienen estas piedras por medio de la gemoterapia o el simple uso de accesorios que contengan estos elementos.
Lagemoterapia cree firmemente que las piedras naturales tienen su propia energía y están llenas de propiedades benéficas de acuerdo a su origen, forma y colores. Cada piedra es utilizada con diferentes fines terapéuticos y es programada energéticamente para cumplir con una función específica.

En esta nueva entrada veremos el poder mágico que tienen las ágatas y cómo utilizarlas en hermosos collares o pulsaras, para que nos ayuden a equilibrarnos, protegernos y tener nuestra energía siempre al mejor nivel. 

El ágata es una piedra semipreciosa que se encuentra en diferentes colores y formas, que tiene como propiedad principal proteger a quien la carga de las vibraciones de baja frecuencia, pero no es su única cualidad. Debido a la gran cantidad de colores en los que podemos encontrarla, la antigua cultura China nos dice que cada uno de ellos ejerce una influencia diferente sobre nuestro cuerpo. Las ágatas amarillas nos ofrecen equilibrio emocional; mientras que las azules, trabajan directamente sobre la comunicación y expresión, incluyendo los órganos relacionados con este proceso; el rojo fortalece la salud y el lívido y el verde nos ayuda a atraer el dinero. Así, las propiedades de las ágatas son cambiantes de acuerdo sus colores. 

En términos generales, esta piedra contribuye al equilibrio físico y emocional, otorga fuerza, coraje y protección energética. Nos ayuda a alejar los miedos, la envidia, la maldad y demás vibraciones negativas. Te invitamos a que utilices este hermoso cristal, lo combines con tus mejores outfits y nos cuentes qué opinas de esta entrada y si sentiste algún cambio en tu salud después de usarlo.